Cursos universitarios en colaboración con

¿Cuáles son las metodologías activas de aprendizaje más utilizadas en el aula?

Las metodologías activas de aprendizaje están ganando protagonismo en el aula en los últimos años, debido a que es una enseñanza que dota al estudiante de participación y una mayor implicación en el proceso de aprendizaje, siendo este el protagonista y no el profesor, como marcaba el estilo de enseñanza tradicional.

Sin embargo, muchas de estas metodologías tienen su origen en el siglo XIX, como es la gamificación o el ABP. Pero no ha sido hasta ahora cuando han cobrado importancia por todos los beneficios que se consiguen.

¿Qué son las metodologías activas? Características

Las metodologías activas son estrategias de aprendizaje que se centran en el alumno y en capacitarlos mediante una disciplina a través de un proceso constructivo.

Por tanto, son procesos interactivos de enseñanza basados en la comunicación activa y se contextualiza en problemas reales del mundo, donde el alumno se desarrollará en unos años. Aquí el papel del docente será guiarlos en el aprendizaje y orientarlos atendiendo a sus necesidades en el proceso. 

Asimismo, estas estrategias también influyen en la capacidad crítica del alumno y en su comportamiento proactivo. 

Por tanto, las características de las metodologías activas de aprendizaje son:

  • El estudiante toma un papel protagonista.
  • El aprendizaje se puede aplicar a otras asignaturas y a la vida real.
  • El aprendizaje es un proceso constructivo, que invita a la reflexión y la crítica.
  • El contexto de estas enseñanzas se basan en problemas del mundo real.

¿Para qué sirven las metodologías activas de aprendizaje? Beneficios

Las metodologías activas tienen el objetivo de conseguir alumnos más autónomos y responsables de su aprendizaje, potenciar el pensamiento crítico, fomentar la curiosidad, conseguir que aprendan conocimiento útiles aplicables en un futuro a su vida real y profesional o incentivar el trabajo en equipo.

Teniendo en cuenta todo esto, ¿qué beneficios empezarán a verse cuando se apliquen estas metodologías? 

  • Mejora la comunicación con el profesor.
  • Se fomenta el debate, la participación en clase y el pensamiento crítico.
  • Comprenden mejor el mundo en el que viven.
  • Permite al docente relacionar más fácilmente sus intereses con los contenidos curriculares. Y esto favorece la motivación de los alumnos. 
  • Consiguen resolver problemas en su vida de forma efectiva.
  • Favorece el aprendizaje autónomo. 
Aprendizaje autónomo

¿Cuáles son las metodologías activas de aprendizaje que puedes aplicar en el aula? 

A continuación, señalamos cuáles son las metodologías activas para la formación de competencias que más se utilizan para que puedas diferenciarlas y ponerlas en práctica en tus clases de idiomas.

¿Cuál elegir? Dependiendo de tu formación y dominio, podrás elegir una u otra. Aunque puedes usar más de una a la vez si resulta oportuno. 

1. Aprendizaje basado en proyectos o ABP

Esta es la metodología más conocida y utilizada. Normalmente, se trabaja en equipo aunque a veces se requiere de tareas de investigación individuales.

Cada grupo tiene que investigar un tema que se elige entre todos, relacionado con alguna problemática del mundo real. ¿El objetivo? Dar sus soluciones. 

2. Aprendizaje basado en problemas

A través de esta metodología activa de aprendizaje, el alumno tiene que resolver un problema que expone el profesor y encontrar la mejor solución.

Se suele trabajar en grupo, pero a diferencia del ABP, el problema suele ser ficticio y no es necesario encontrar una solución real. Sobre todo fomenta la curiosidad del alumno.

3. Flipped classroom

Como su nombre indica, flipped classroom o aula invertida, consiste en que sea el alumno quien prepara un tema en casa y lo expone en clase. 

Con esto se consigue dejar tiempo en el aula para otras dinámicas: participar en clase, hacer actividades o resolver dudas.

4. Aprendizaje basado en retos (ABR)

El aprendizaje basado en retos o ABR es muy similar al aprendizaje basado en problemas, pero en este caso se plantea un problema más complejo y real, relacionado con el entorno del alumno.

Por lo que aquí se piden soluciones reales y no ficticias para superar el reto.

5. Aprendizaje cooperativo

El aprendizaje cooperativo se caracteriza por la cooperación. Un alumno no logrará su objetivo hasta que el resto de la clase consiga los suyos propios.

Por tanto, se trabaja de forma coordinada y conjunta para resolver las tareas. Esta estrategia pone en alza la socialización, las relaciones interpersonales y la integración de los estudiantes.

6. Aprendizaje servicio

Esta metodología activa consiste en que el profesor detecte una necesidad del entorno del alumno y se le pida que realice un servicio, que satisfaga a la comunidad.

7. Aprendizaje por descubrimiento

Con esta metodología el alumno aprende por sí mismo y promueve la curiosidad. ¿Cómo? En clase se presentarán los contenidos a medias para que sean los propios alumnos los que vayan dando forma con sus propios descubrimientos y aportaciones.

¿Alguna vez has aplicado alguna metodología activa de aprendizaje en clase? ¿Cuál es la que más utilizas?

Deja un comentario

NUESTROS COLABORADORES

En ELEInternacional contamos con los mejores colaboradores y creadores de contenidos didácticos.

¿Quieres hablar de forma más personalizada por WhatsApp?

Haz clic aquí o envíanos un mensaje a +34 617 928 612 (este número solo acepta mensajes de WhatsApp)

Prefieres enviarnos un email?  Escríbenos a [email protected] y te ayudaremos con lo que necesites.

Muchas gracias a…

Los más de

7.000

PROFES QUE HEMOS FORMADO

Las más de

1.736.000

PERSONAS QUE NOS HAN VISITADO

Las más de

90.000

PERSONAS QUE NOS SIGUEN EN REDES 

Las más de

50.000

DESCARGAS DE MATERIALES DEL BLOG 

All search results